miércoles, 21 de mayo de 2014

El vuelo de los gansos....

Volar en formación de “V” aumenta el 71% el poder de vuelo con relación a volar solo. Al salir de la formación el ganso siente la resistencia del aire, al darse cuenta de la dificultad de volar solo, se reincorpora de inmediato al grupo. Cuando el ganso líder se cansa se traslada al final de la formación y otro toma la delantera. Los gansos en formación graznan para dar coraje y aliento a los que van al frente para que así mantengan la velocidad. Cuando uno de los gansos enferma o cae herido, dos de sus compañeros se salen de la formación y lo siguen para ayudarlo y protegerlo. Se quedan con él hasta que pueda volver a volar alcanzando su bandada o integrándose a una nueva formación. O se quedan con él hasta que muere, lo entierran si no corren peligro de ser atacados, para posteriormente reincorporarse a una formación y seguir su rumbo. Los gansos que se sienten con más fuerza se sitúan en la parte delantera de la formación para realizar un mayor esfuerzo En la parte trasera de la formación se sitúan los gansos ancianos Esta comprobado científicamente que cuando el ganso agita sus alas, produce un movimiento en el aire que ayuda al ganso que viene detrás. Moraleja, todo es mas simple si se logra trabajar en equipo, dandonos una mano unos a otros.