miércoles, 20 de enero de 2016

Ganándole al tiempo.




La marea roja surca mi mente cansada,
pero aun con sueños que no he realizado,
necesito el tiempo que se que no tengo,
no puedo marcharme antes de lograrlos.
Y sigo en la brecha luchando y luchando,
el verbo renuncio no existe en mi lema.
Mientras sangre corra rauda por mis venas,
mi mente este alerta, el corazón palpite,
mis piernas no aflojen, sacare las fuerzas
de de lo mas recóndito de este ser endeble
y con entereza seguiré adelante con prisa,
sin pausa, ganándole al tiempo que me esta
quedando llegaré a la meta, de eso estoy segura.